La comunidad judía molesta por el uso político del nazismo

elplural.com:

Toque de atención de Israel al Gobierno del PP por el homenaje en Cataluña a la División Azul

La Embajada de Israel en España y la comunidad judía han trasladado al Estado su malestar por el uso del término nazismo en el debate político y la banalización sobre ese tema por parte del PP, Telemadrid y comentaristas de la derecha mediática, general. Asimismo, han mostrado su indignación ante el homenaje de la delegada del Gobierno en Cataluña, María de los Llanos de Luna, a la Hermandad de Combatientes de la División Azul, las tropas españolas enviadas por Franco para combatir junto a Hitler.

Una reforma del Código Penal
Diversas entidades judías han reclamado una reforma urgente del Código Penal coherente con la declaración contra el racismo, la xenofobia y el antisemitismo de la Unión Europea, que prohíba de forma inequívoca y enérgica el negacionismo y la banalización del Holocausto, según publica el diario catalán Ara(…)

Leer artículo completo en elplural.com

lavanguardia.com:

Mario Sinay: “Los políticos manipulan cuando banalizan con el nazismo”

Este doctor en pedagogía del holocausto pide que no se frivolice con uno de los periodos más negros de la historia

Decir que los escarches son “nazismo puro”, insinuar que una argumentación política está basada en los principios propagandísticos de Goebbels (figura clave del nazismo) o relacionar en un vídeo nacionalismo con propaganda nazi. La comparación con el nazismo en el enfrentamiento político parece estarse convirtiendo en un recurso dialéctico más en España. Para Mario Sinay (Buenos Aires, 1961) esta utilización interesada de la historia es una lamentable “banalización” de uno de los episodios “más negros” de la humanidad (…)

- También recientemente un documental relacionaba nacionalismo con nazismo ¿Es más grave que hable en estos términos un político o un medio de comunicación?

Ambos son peligrosos. Los medios de comunicación tienen un poder masivo muy fuerte porque llegan a todas las casas, todos sabemos la potencia y la fuerza que tienen. Y los políticos suelen ser más manipuladores y creo que deben ser más honestos consigo mismos, con su público y con la historia y no hacer ese tipo de comparaciones que de ninguna manera son equivalentes ni válidas. Deben respetar la shoah, el holocausto, como una catástrofe de la humanidad que dejó un saldo incomparable. Deben buscar otros ejemplos históricos más apropiados (…)

Leer artículo completo en lavanguardia.com


Artículos relacionados:

Telemadrid busca audiencia entre el sector más hooligan del PP

Hitler, Stalin y Artur Mas