Un volquete de… espías y Telemadrid

El surrealista caso de los espías del PP ha vuelto a ponerse en primera línea informativa gracias a la publicación en exclusiva por “El Mundo” de unas grabaciones del ex número dos de Aguirre y hoy recluso en la cárcel de Estremera, Francisco Granados, con varios de estos presuntos espías.

Conversaciones de tanto nivel como:

“Habéis declarado muy bien, hay que celebrarlo con un volquete de putas”

“El seguro de vida es Nacho (González), ése es vuestro seguro de vida”

Y referencias a un viejo conocido en Telemadrid, Sergio Gamón.

Su ahora ex mujer, Yolanda Laviana, era la secretaria personal del entonces director general de Telemadrid, Manuel Soriano, cuando éste fue denunciado por otra secretaria por un presunto acoso sexual. El testimonio de Laviana fue fundamental para archivar la causa de Soriano.

Poco después, en 2006, su marido Sergio Gamón, inspector de policía, era nombrado director general de seguridad de la Comunidad de Madrid. Según Laviana, como premio por el buen “trabajo” realizado por Gamón espiando a la secretaria que había denunciado a Soriano.

Pero la relación se rompió y Laviana y Gamón se separaron. Por lo que fuera, en 2010 Yolanda Laviana se decidió a hablar en el diario “El País” acusando a su ex marido de informar a Ignacio González de los espionajes que presuntamente habrían hecho él y sus subordinados a personalidades del gobierno regional y el PP madrileño como Alfredo Prada o Manuel Cobo.

Según Laviana, Ignacio González, entonces vicepresidente con Esperanza Aguirre, era el inductor y receptor de las investigaciones ilegales de Gamón. Su confesión le costó el puesto en Telemadrid siendo fulminantemente despedida por el entonces subdirector general y hoy director general Ángel Martín Vizcaíno.

Y hay más. El que fuera primer presidente del Consejo de Administración de Telemadrid con Esperanza Aguirre, Álvaro Renedo, denunció que el 20 de mayo de 2008, fue espiado y fotografiado en el Hotel Hesperia de Madrid en el transcurso de una reunión que mantenía con otro político popular, el ex consejero de Justicia Alfredo Prada.

Según informaba entonces el diario El País, este espionaje sucedió:

“Tras haber mantenido sólo unas horas antes una entrevista con Granados en la cafetería Riofrío, junto a la sede del PP.”

Se da la circunstancia de que Renedo alertó en 2004 a Esperanza Aguirre del descontrol del gasto en Telemadrid puesto de relieve por una auditoria realizada por la empresa Alfa Solutions.

Aguirre guardó en un cajón el informe en el que se reseñaba la “toma de decisiones sin la transparencia adecuada” por parte de los directivos nombrados por ella. Al poco tiempo, la presidenta madrileña cambió la Ley para aumentar el límite del gasto en el EPRTVM sin control del Consejo de Administración.

Álvaro Renedo, caído en desgracia, terminó fuera de Telemadrid y espiado, presuntamente, por los hombres de… Sergio Gamón. Todo esto presuntamente, claro.

Sección sindical UGT Telemadrid

Videoteca (junio/2010): Gamón dimite

Leer más:

El caso de los espías de PP de Madrid también salpica a Telemadrid

Gamón espió a la secretaria que denunció al jefe de Telemadrid, según Laviana

Intento de soborno al imputado clave del espionaje en Madrid

Reunión de espías en el chalé de Francisco Granados