Infolibre entrevista al abogado de la acusación de los extrabajadores de Telemadrid

javier_carnerero

infolibre.es | Tono Calleja:

  • Javier Carnerero explica que el dúplex podría ser el resultado de cualquiera de las actividades que ha destapado el caso Lezo, como las relacionados con el Canal de Isabel II, los pagos de OHL o el viaje a Cartagena de Indias
  • “Mi postura como letrado ha sido, desde el minuto uno, intentar obtener respuestas. Y si hay base para acusar, acusaremos. No actuamos por venganza”, advierte el representante legal de los extrabajadores de Telemadrid en el caso del ático

El abogado Javier Carnerero, como representante legal primero del Sindicato Unificado de Policía (SUP), y después de la Asociación de Afectados por el ERE de Telemadrid, ha sido la persona que desde un principio ha mantenido la acusación popular sobre la compra irregular por parte de Ignacio González del ático de lujo de Estepona que desde 2009 habita el expresidente de la Comunidad de Madrid y su familia. En esta entrevista, este letrado sevillano lamenta la lentitud de las peticiones de información a EEUU, Panamá y Reino Unido (…)

P. Las comisiones rogatorias no llegan al juzgado de Estepona. ¿Es normal que hayan pasado cuatro años y no se haya recibido la información requerida desde el primer día?

R. El retraso no es normal. La última reforma de la Ley de Enjuiciamiento Criminal ha limitado los plazos de investigación, pero sin embargo lo que debería hacerse es exigir que las diligencias de investigación se realicen en un plazo determinado. Y si se retrasan habría que plantear una queja y depurar responsabilidades. Lo que no es normal es que se tarde cuatro meses en traducir diez folios al inglés, y que las peticiones se realicen con graves fallos. Por ejemplo las autoridades del Reino Unido se han quejado de que los números de las cuentas de las que se piden información están mal, y que incluso no se incluyen en las peticiones. Eso no es normal y si eso no ocurriese, el plazo de instrucción será el que deba de ser sin limitación alguna. Las limitaciones solo favorecen a quien pretenda eludir la ley. Todo retraso en las comisiones rotatorias sólo se traduce en dilaciones indebidas ya anunciadas por las defensas y en la posibilidad de que se manipulen o se pierdan datos. Así nunca se hará justicia tanto si hay como si no hay ilícito penal. Hay que hacer una justicia más flexible y menos formal (…)

P. La investigación del SUP y de los extrabajadores de Telemadrid ha demostrado que el presunto testaferro que compró el ático, Rudy Valner, trabajaba para Enrique Cerezo en una de sus empresas.

R. Esto es sin duda lo más llamativo del caso del ático. Que un testaferro profesional, como es Rudy Valner, compre un inmueble sin verlo es sin duda increíble. Y sobre todo que a la semana se lo alquile a un político, eleva todavía más las sospechas. Además, gracias a la instrucción hemos sabido que Valner tiene muy buenas relaciones con Enrique Cerezo. Al final, resulta que el que compra el piso sin verlo y se lo alquila a Lourdes Cavero e Ignacio González mantiene relaciones laborales con Cerezo, que es íntimo amigo del político.

Además, y también es muy relevante, el testaferro compra el ático días después de visitarlo la mujer del entonces vicepresidente de la Comunidad de Madrid, Lourdes Cavero. Está claro que el ático puede constituir una dádiva. Y por eso nosotros buscamos el origen y el destino del dinero. Cuando lleguemos al final podremos relacionar el dúplex con uno de los negocios en los que haya intervenido Ignacio González. Y si ese negocio es calificado de ilícito habremos cerrado el círculo.

O para ordenarlo cronológicamente, la señora de Ignacio Gonzalez, Lourdes Cavero, visita en varias ocasiones un ático en concreto que le gusta, que ese inmueble y no otro lo compra un testaferro profesional, amigo y colaborador de Enrique Cerezo, que se llama Rudy Valner. Este a su vez lo compra a través de una empresa offshore sin actividad llamada Coast Investors LLC, a la que alguien le inyecta el dinero para la compra, que se realiza por teléfono. El fiduciario compra el inmueble sin haberlo visto, y justo después se lo alquila a Lourdes Cavero, a quien no conoce. Y además, tras saltar el escándalo, Ignacio González y su esposa proceden a comprarlo con una significativa indemnización por despido que abonan a Lourdes Cavero, junto con un pequeño préstamo al expresidente madrileño. (…)

P. Por eso también han pedido que la investigación se traslade a la Audiencia Nacional, ya que ahí las comisiones rogatorias irían más rápido…

R. Lo primero que pedimos era el origen y el destino del dinero, tanto de la primera compra, que hizo el testaferro, como de la segunda, que realizaron directamente González y Lourdes Cavero. Nosotros tenemos claro que si las comisiones rogatorias llegan limpias, pues se cierra todo y se acabó. Pero lo que no es normal es que hayan pasado cinco años sin saber nada. Todo son problemas. Y por eso esperamos ahora, con la investigación de la Guardia Civil en el caso Lezo, que se pueda acceder a la información bancaria y se relacione con los negocios ilícitos que puedan existir. Aunque también somos conscientes de que algunos empresarios han podido ejercer una labor de puente, para que no apareciera el nombre de González. No obstante, confiamos que la verdad salga a la luz.

P. ¿Y ahora qué?, ¿cree que el caso del ático debería seguir en Estepona o tras estallar el caso Lezo debería trasladarse a la Audiencia Nacional?

R. Todo esto debe analizarse de forma global. El dúplex de lujo de Ignacio González y de su mujer podría tener su origen en una comisión cobrada por uno de los múltiples negocios irregulares que se han conocido tras estallar la operación Lezo. Por eso queremos que el procedimiento acabe en la Audiencia Nacional, porque de esa forma tendremos una visión global de lo sucedido (…)

Entrevista completa (y mucho más extensa) en: infolibre.es